24 ene. 2015

Turismo, los relatos de Julio Quintas

Turismo, o las crónicas de viajes a días, reflejos y sueños de alguna gente. Este es el título y el subtítulo del debut literario del escritor argentino afincado en Barcelona Julio Quintas, un hombre Reducido a la escribitud. Ni más ni menos. Un debut literario tan humilde en su puesta en escena, tan silencioso en su salida a la calle, que la mayoría de mortales no deben tener ni la más remota idea de lo que hablo. Un debut literario fantasma por voluntad del autor. Algo que aumenta mi admiración hacia este libro. Y eso que, a quien le interese encontrar algo distinto, no lo de siempre martillado con otros nombres y escenarios de cartón-piedra, los relatos de Julio Quintas son de lo mejor que he leído últimamente. Es un colega, he cervezeado con él, y eso no resta que el libro me dejara estupefacto, primero, y luego entre divertido y maravillado.
                                   
Los relatos pdf de Turismo
Tengo una buena noticia para los que sientan curiosidad. Julio Quintas ha puesto el libro de relatos en descarga gratuita en formato PDF (sólo PDF) en el enlace que adjunto: DESCARGAR AQUÍ . Y ha hecho una edición en papel, para inmensas minorías, que no está a la venta. Gran parte de los relatos son cortos o muy cortos. Parecen, al principio, desconectados, islas en un mar caótico. Como explico más abajo, eso no es más que una apariencia.

Share/Bookmark

17 ene. 2015

Chica eléctrica

Otra de las poesías contenidas en el libro Poemas 3,14. Una poesía breve sobre algo común. Aquellos que siguen su propia senda, a propósito o sin propósito, queriéndolo o no.  Aquellos que no saben encontrar su pequeño rincón en lo pactado por la mayoría. Es una chica eléctrica.

Chica eléctrica

El sombrero de lado,
sombrero de copa.
Hambre de ayer
que hoy es desidia
e infinito cansancio
por todos nosotros.
Las mallas negras
por uso ametralladas,
los hilos de bruja
cubren tu rostro
de tres estaciones.
Escotada camisola
de terciopelo raspado
por la inclemente ciudad
que te señala, repudiada.

No, no queda nadie
de todas esas noches de rock,
excepto tú,
una centella tramposa.

Share/Bookmark

10 ene. 2015

Señora Maite

Comprimida en el pequeño balcón, ve los hombres de la calle pasar pensando en los hombres de antaño, aquellos hombres que abrían y sostenían las puertas para dejar pasar a las damas. Hay mucho jaleo en la calle porque son las fiestas del barrio.
Escucha, sin mirar, el correteo de la casa, a sus espaldas. Hoy, tras el silencio de tantos años, vuelve a tener el piso lleno de familiares. Discuten y toman medidas. Está cansada. No sabe si quedarse un poco más o volver al cementerio donde esa misma mañana la han enterrado.


I.K en este templado enero de 2015

Share/Bookmark

3 ene. 2015

Hobbit muerto y finiquitado


La técnica mata la magia. Y eso que El Hobbit, La Batalla de los Cinco Ejércitos es el mejor hobbitón cerrado de los tres. Con algunos momentos buenos. Mi pequeña verdad. Ver a un capo de los orcos virtual, hecho desde un pc, no me convence. No tenía yo claro si veía a un jefe orco o un Shrek cabreado.

 En cine, cuando ves la sombra de una cámara, y ya no digamos de un ordenador, se rompe el hechizo, el acuerdo tácito consistente en dejarse engañar entre creadores y espectadores.  Y así pasa en La Batalla de los Cinco Ejércitos. Demasiados bichos, ¡todos los bichos en plastelina de ordenador! Bites que quieren darme miedo o emoción sin conseguirlo. El oso que decanta la batalla apenas aparece cuando en la obra de Tolkien es un algo central. Y luego está el odioso sabor PlayStation. El Legolas antigravitario saltando escalones que se derrumban, las imposibles cabriolas de los guerreros, la total ausencia de versemblanza en cada plano, de este Hobbit que ha muerto, que ha llegado a su final. Todavía hoy la técnica, el cine de imágenes virtuales, los planos creados desde una cpu, ni de lejos consiguen hacerme creer que lo que veo es de verdad. Adiós Hobbit, adiós, adiós Peter Jackson, adiós.

Share/Bookmark