8 jun. 2012

37 Relatos, Trenes Veloces

El primero de los 37 Relatos para leer cuando estés muerto o montado en un tren fantasma en un viaje hacia el infierno. En realidad no son 37, son unos cuantos más. Los relatos se pueden descargar para ipads, android, iphones, ebooks, etc. Ahí va este microcuento.

37 relatos para leer cuando estés muerto
Portada de los 37 Relatos de IK
1
Trenes veloces

En el pueblo volví a oír tu nombre. Tras tanto. Que habías vuelto de la capital. Tú que eras el listo y el guapo del pueblo. Que no se te reconocía, que volviste como una encina calcinada. No sé si recordarás las tardes de verano en la laguna, cuando salíamos del agua y nos tumbábamos sobre la arena ardiente a esperar la noche como si nada existiera. Me contaron de ti y te soñé. Porque no pude imaginarte. No, tras verte partir hacia Madrid como uno de esos trenes que cruzan veloces la llanura. Uno de esos trenes que olvidan la astilla del campanario del pueblo entre la infinitud de los campos amarillos.
Y por eso, al verte pasar esta mañana, con una sonrisa brillante, pregunté sobre ti. Me han dicho que vives en la cabaña del lago, que cazas pajarillos, que tu huerto es un vergel y que has aprendido a hablar con las abejas. ¿Vuelves a ser aquel que fuiste? Qué vistes, qué no supiste hacer. Lo que te pasó. Te veo, otra vez, bajo la cúpula de estrellas, dejando pasar las noches. Quizá debería acercarme al lago para darme un baño, otra vez.




Share/Bookmark

19 comentarios:

  1. Igor, ésto promete. Felicidades.
    Siento no poder leerlo aún. Espero no revivir antes de tener un ereader nuevo.
    O que me cuelgues más...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Salve, Julio.
      Puedes instalar en el PC el programa kindle para leer ebooks. Eso sí, leer en el ordenador es un coñazo.
      Saludos.

      Eliminar
  2. M`ha encantat i m`ha deixat amb ganes de més, bona senyal.

    ResponderEliminar
  3. Se marchó buscando algo que ya tenía antes de irse. Y no se había dado cuenta. Una segunda oportunidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡¡Clavadito!!! Un tipo que se marcha a Madrid a triunfar, pero la ola de la crisis, del mundo urbano, lo revuelca.
      Saludos.

      Eliminar
  4. A veces nos alejamos sin saber que queda atras....
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Este me encantó. Creo que me enamoré un poco del habitante del lago...

    ResponderEliminar
  6. Es el hombre que algunos quisiéramos ser, alejados y absortos. Pendientes de lo importante, olvidando lo circunstancial, que no deja de aporrear la puerta ("show me the money" y esas cosillas...)
    Saludos, Dissortat.

    ResponderEliminar
  7. "te soñé. Porque no pude imaginarte"
    ¡Qué forma tan atinada de reflejar algo que muchos hemos sentido!
    Has condensado muy bien una realidad entre dura y romántica.
    Estupendo, como tantas veces.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Precioso, monsieur. El comienzo resulta encantador. En pocas palabras nos transmite imágenes muy bellas y nos explica muchas cosas. Tiene forma y tiene fondo.

    Feliz día

    Bisous

    ResponderEliminar
  9. Curioso título el genérico de todos estos relatos que me permitirá leer antes de los que el propio título indica, antes de subir en la barca con la que se cruza el lago.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  10. Me encanta como escribes, si tengo tiempo terminaré de leer los post de antigua vamurta, necesito vacaciones para eso jejejeje. Éxito con el libro de relatos.

    Un besazo.

    ResponderEliminar
  11. els trens sempre m'han causat una impressió diferent a la resta de vehicles. per si mateixos tenen un encant, una àurea i un misteri, dignes d'un i mil relats. m'agrada el que he llegit!

    ResponderEliminar
  12. Bueno, pues muchas gracias por los comentarios.
    Un autor es como un futbolista en plena Eurocopa. El estado de ánimo es un arma a tener en cuenta. Y ver que este relato corto gusta siempre le eleva a uno esos ánimos.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  13. ESte poblador del lago es como para volverse loca. Es hermoso y elocuente, el relato y él. Enhorabuena.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese hombre superó la crisis. La externa y la del alma. Volviendo a los orígenes, buscando las raíces. Ojalá....
      Besos.

      Eliminar
  14. Ei, on es poden llegir aquests relats?? Promet moltíssim...

    ResponderEliminar
  15. Hola Sívlia,
    Estan en Amazon.es y Amazon.com Son 37 relatos urbanos y de fantasía, más cinco del mundo de Vamurta.
    Si los lees espero que los disfrutes.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  16. Eso de la astilla en medio de los campos amarillos es una buena imagen. O esa "sonrisa brillante" que te trasporta a la mente de la persona que ha vuelto.
    La antología contiene relatos muy curiosos, como esos Prosa mojada, o La bicicleta por ejemplo que es como una road movie de esas, pero en urbano. La ciudad, para ti, es un universo lleno siempre de sorpresas y de hallazgos que no paras de descubrir.

    ResponderEliminar