26 feb. 2017

Guía de (No) Concursos de Poesía

Antes de entrar en una habitación desconocida es bueno asomar la cabeza para ver qué hay dentro. Esto he hecho yo, con pobres resultados, para saber algo sobre concursos de poesía en lengua española. Lo descubierto es descorazonador. O mejor dicho, paralizador.

 
Pintura de Alessandro Sicioldr 

Terminado el tercer libro de poesía que escribo, me decidí a indagar sobre concursos de poesía. Leí varios artículos, tanto de blogs como de medios de comunicación. Y acabé hecho un lío. No puedo aseverar nada, pues mi información no es de primera mano. Vivo desconectado del mundo literario. Hasta demasiado desconectado y eso es malo. Dejo tres enlaces interesantes para invitar a la reflexión y a modo de guía para otros poetas que consideran el presentarse a concursos. Lo cierto es que no sé qué hacer. Seguro que queda algún concurso de poesía libre de amigos, conocidos y saludados. Pero, ¿cuáles?

a)     El artículo o mejor dicho, la ofensiva panzer de análisis ampliado de los premios de poesía, del colectivo poético Addison de Witt. Un análisis de los primeros premios de poesía en España en función de su imparcialidad. Dios. Con nombres concretos y referencias. 116 comentarios. Algunos muy interesantes.

 


b)     Un artículo de la revista digital Diatribas sobre la poesía española de inicios del siglo XXI, de Pablo Lorente Muñoz. Quizá el escrito más ecuánime, pero no por ello menos inquietante.


c)      Artículo del diario El confidencial sobre los premios literarios. En este caso de narrativa. He pedido el ingreso en un monasterio. Dejo el enlace:


En fin, esto es lo que hay.  Por una vez, leer sobre algo me ha generado más dudas de las que tenía antes.


Share/Bookmark

5 feb. 2017

El bueno era Sanders

Jamás antes, y rezo por equivocarme, probablemente nunca más, he escuchado a un político cuyo discurso despertara en mí la esperanza de un mundo mejor.  Y de paso coincidiera tanto con mi visión de la sociedad, la economía y la política como la de Sanders. Bernie Sanders, el senador estadounidense derrotado por Hillary Clinton. Del partido demócrata, apartado de las presidenciales por el poderoso y ponzoñoso clan de los Clinton.



De algún modo, al apartar a Sanders, los Clinton nombraron presidente a Trump. La razón es que todos estamos hartos de los políticos tradicionales, que gobiernan para las élites, esa minoría que mandan en el mundo, y de las ellos mismos forman parte. Y a eso hay que sumar la corrupción, que no es más que el reparto del pastel entre los de la élite. Esto para ti, esto para mí. Igual que antes de la Segunda Guerra Mundial. El fascismo y el comunismo tuvieron sus antecedentes.

Bernie Sanders quería cambiar el sistema y Trump prometió hacerlo. Eso, los de abajo, sí somos capaces de olerlo. Aquí y en Estados Unidos también.
Hillary Clinton prometió a los que pagaban su campaña y a los que debía favores, más guerras y gasto militar, prometió en conferencias ante la banca norteamericana, por las que cobraba 600.000 $ por charla, desregularizar los mercados financieros y prometió no tocar mucho las cosas para perpetuar esta muy antigua, minoritaria y nueva clase social, los ultra ricos.

Ahora a Trump, peligrosamente,  lo acusan de todo. De manipular las elecciones, de aceptar chantajes de Rusia, de ser un tramposo, etc., sin que de momento no se haya visto prueba alguna.
Trump, en un principio, se perfila como aislacionista. Esto es, menos intervenciones militares en el exterior, menos gasto. De hecho, tras ganar las elecciones, uno de sus primeros tweets fue este:



Sí, en contra del carísimo y poco eficiente programa de los F-35, un superavión de combate polémico por sus fallos. Como dijo el presidente Eisenhower, el principal peligro para los USA es…

«En los consejos de gobierno, debemos evitar la compra de influencias injustificadas, ya sea buscadas o no, por el complejo industrial-militar. Existe el riesgo de un desastroso desarrollo de un poder usurpado y [ese riesgo] se mantendrá. No debemos permitir nunca que el peso de esta conjunción ponga en peligro nuestras libertades o los procesos democráticos».

¿Es una casualidad esta lluvia de acusaciones contra Trump o es el complejo industrial-militar que quiere cambiar las cosas? En cualquier caso Trump me parece un personaje nefasto en un país que corre un serio riesgo de implosión y en el que se dan casos de negros que son asesinados por la espalda por aquellos que debieran protegerles.

Hillary Clinton hubiera ofrecido un menú de muerte y destrucción para alimentar a unos pocos. Trump agudizará la división de un país fracturado. El bueno era Sanders. Al que el propio sistema apeó para no verse amenazado, justo el hombre que, quién sabe, pudiera haber reequilibrado el sistema, salvándolo. Dejo sus palabras en este vídeo. Atención a partir de 4:14, un político diciendo la verdad. Mañana va a nevar en Somalia.





Share/Bookmark

3 ene. 2017

21 Cabezas y Relatos


Estreno el 2017 con un nuevo libro de relatos, 21 Cabezas y Relatos, que publico como ebook. El libro habla sobre un mundo que no existe para observar el ser humano, que sí existe. Fabular para poder acercarme a la incierta verdad, mediante relatos de humor, historias de ciencia-ficción, cuentos de amor y fantasía o narraciones esperpénticas.

El libro lo podéis comprar en Google Play:  21 Cabezas y Relatos
Y en los distintos Amazon (en unos días) y otras plataformas. 


21 Cabezas y Relatos es un libro para reír, aterrorizarse y soñar. Escrito desde la imaginación o la ironía, y hasta desde una cierta ternura, además de explorar lo humano, pretendo que quien lo lea pase un buen rato, lo que no es poca pretensión. Cada relato es distinto y tienen en común las relaciones, las extrañas ciudades y universos que construimos sin que sepamos bien la razón.



Share/Bookmark

28 dic. 2016

Niño Saharaui

Este Niño Saharaui es otra poesía del libro Canciones de Hierro (2015), disponible en Google Play y los distintos Amazon, donde también está en formato libro de papel. La verdad es que el poema me gusta sin ser de los preferidos. Y también es verdad que queda un tanto descolgado del espíritu del libro. Lo publico en blog ahora porque tiene algo de espíritu navideño aunque en el poema haga un calor terrible.


El poema nace de la observación, de la experiencia.  Luego viene el proceso mental. Muchas veces se habla de la magia de la poesía. Yo creo que es un complejo trabajo mental en el que por gracia o desgracia no entiendo o no controlo todas las etapas. Ojalá existiera esa magia que explicaría aquello que a uno se le escapa. En la creación hay un eslabón perdido, de eso sí que estoy seguro.

Share/Bookmark

4 dic. 2016

Ovejas sociales

Las redes sociales no nos hacen libres. Me temo que se trata exactamente de todo lo contrario. La gracia está en que las fronteras del corral quedan tan lejos que no las vemos. Quizá el problema radique en que nuestro “yo” nos engañan y nos hace creer que somos algo distinto, algo especial, cuando en realidad nos parecemos más de lo que nos gustaría. Y esto, la simulación de la diferencia, las redes sociales lo potencian. Hay algo que no se puede discutir: presente y futuro pasan por las redes sociales, que reconfiguran el mundo de los humanos en un acelerón sin precedentes, con sus aspectos positivos, por supuesto.




Share/Bookmark

20 oct. 2016

Bob Dylan, un nobel de literatura a la carrera


Bob Dylan no está, los del Nobel no le han podido comunicar aún la buena noticia. Quizá deberían preguntarle al viento dónde está Dylan. Los revuelos están bien, hacen que la gente (y yo) se interesen por algo. Le han dado a un músico el Nobel de Literatura. Llevo años pensándolo, ¿quién es el mejor músico de rock de la corta historia del rock? Para mí, Bob Dylan. Hay otros grandes, pero ninguno que coincida tanto con mi propia visión de lo humano como Bob Dylan, así que me gusta dos veces. Pero es un músico. En cualquier caso, la polémica está ahí, y como tal es una poderosa herramienta de promoción…, del propio premio Nobel de Literatura.




Share/Bookmark

28 sept. 2016

Hijos de Egipto


Sí estaba esta poesía, Hijos de Egipto, en la primera versión del libro Canciones de Hierro. La saqué. Quería descargar el poemario de piezas que tuvieran dramatismo, en un libro que versa entre otras cosas, sobre nuestro convulso mundo hoy. Puede que fuera un error sacarlo, el poema aportaba algo distinto. 
Hijos de Egipto tiene algo de poema alucinado. Exploro el mundo de los hombres en sociedad. El de ayer, hoy y el de mañana.

Share/Bookmark

18 sept. 2016

Sin gobierno ando

¡Ei! Que no hay gobierno en España, por eso me va así, que ando desgobernado. Creía que se crearía un frente estable de mano de la monarquía, que también anda algo dispituflautada, pero no.

No, que dijo Pedro Sánchez del Plofoe, y tres veces no que dicen todos, con veneno en la piel. Escarbando, tunelando (no busques en la RAE) aquí y allá como un topo tan perdido como las primeras espadas de los partidos, he llegado a la conclusión que el fondo del problema está en anteponer los intereses personales a los colectivos, el yo frente al nosotros. Si Pedro dice , cae. Como Rajoy, si cede aquí o allá, se esfumará en la niebla de la historia, que es espesa y solo interesa a unos cuantos aunque allí atrás se proyectan, a veces con claridad, los caminos del futuro.

El interés personal frente al interés de la colectividad, este mal tan de Occidente.

A Messi le salen raíces negras en el tinte rubio, y eso es portada, como lo es el deglutir de cafés con leche (¡menudo portento!) de Terelu Campos. Año tras año la brecha entre ricos y pobres se agiganta en España, hasta que pete. De momento no pasa nada, el paro pasa del 23% al 20% (En USA, al 5%, en Rusia, al 7%) y ya descorchamos sidra. Si hay alguna respuesta social en forma de tímida protesta, se rescata del olvido a la Campanario o se inicia el proceso de beatificación de San Cristiano Ronaldo para seguir todos muy contentos, bailando jotas.



La deuda pública en España no para de crecer y crecer. Es muy, muy sencillo. A mayor deuda pública, menor soberanía. A mayor deuda, mayor poder de bancos y grandes corporaciones sobre el estado. Y sí, España está en manos de otros, dejó de ser soberana. Dejé de escuchar cuentos chinos.  Y como lo de los ricos o el paro, hasta que pete. Porque los sistemas que mal funcionan acaban desmoronándose.

Tras un verano flojoaburridososocuándollegaelfrío, con cortas vacaciones para poder seguir facturando, ahora puedo volver con pasos ligeros a la literatura. El tercer libro de poesía que voy escribiendo sigue engordando como un pavo de Navidad. ¿Hay alguna regla para cerrar los libros que se van escribiendo? ¿Cómo saber cuál es el último poema? Extraño es escribir poesía. No acabo de entender el proceso. Está claro que es un proceso mental, pero hay uno o dos eslabones irracionales, que escapan a mi comprensión. Eso sí, me hace sentir afortunado.

El libro de relatos lo he dejado colgado para octubre-noviembre y eso que está acabado. Tampoco pasa nada. Es un libro para pasar un buen rato aunque puedan ser ratos un tanto escalofriantes. Estoy un poco preocupado de ver cómo paso de la literatura últimamente. Una mezcla de vagancia y carga de trabajo. El trabajo, el trabajo. A nada dedicamos mayores energías y nada queremos olvidar tan rápidamente. Y en cambio, como el sexo, cuando falta es la primera obsesión. En fin, aparentemente, todo sigue igual, esta mañana también, sol y buen tiempo.

Share/Bookmark

25 jul. 2016

Julio de Fuego antecede a Ferragosto. Primera parte.

Ahí fuera alguien ha encendido el horno y se lo ha dejado abierto.

Obama ha pasado por España, un país de segunda en la jaula de grillos europea.  ¿A qué ha venido Barack Hussein Obama? ¿A hacerse fotos de dos minutos con los líderes? Pronto habrán tropas españolas en Libia y más en Irak, no a defender la sociedad, la gente, sino a velar por los intereses privados: no en vano Cepsa o Repsol ya explotan pozos en la vecina Argelia. El mundo de lo privado sobre lo público. La nueva revolución que lleva años en una marcha invisible. Luego la gente paga el precio de las intervenciones para defender los intereses de grandes compañías de las que nada sabemos.

By Igor. Así me quedo tras un paseo a mediodía.
Lamento decir que en cuanto a redes sociales estoy en fase pez incoloro bajo la arena. Y no sé la razón. Ya se me pasará.

Share/Bookmark