10 ene. 2011

Pliegues de Mujer

Microrelato erótico
Los pliegues de su espalda dorada, lo eran todo para él. Pequeñas olas de calor cuando yacían en la cama, que podía arañar y pellizcar. Morder. Los pliegues bajo sus pechos como dos copas de champán, que amaba con la intensidad de un ciego. Los pliegues tostados de su trasero de mujer hambrienta. El último pliegue era la llave a la felicidad. Un viaje, una promesa, un todo de esos domingos aburridos, simétricos y soñolientos que ella llenaba, con sus pliegues de amor.
pliegues de mujerEscrito, como juego rápido, en el foro sedice de literatura fantástica. Luego pensé, ¿y por qué no lo subo al blog y lo comparto? I.K.

Share/Bookmark

27 comentarios:

  1. Lírico, interesante. Enhorabuena.

    ResponderEliminar
  2. Pues ha hecho usted muy bien en subirlo al blog, monsieur, de ese modo lo comparte también con nosotros. Flota sobre el parrafo un delicioso y sutil aroma a perfume.

    Buenas noches

    Bisous

    ResponderEliminar
  3. ¿Qué es el foro S edice?¿qué más me estoy perdiendo, Igor? siempre escondiéndote.

    ResponderEliminar
  4. Hola Velkar, gracias. Encantado de volver a oír tus palabras.
    Madame, le agradezco sumariamente que usted dija "sutil", cosa que siempre temo.

    ResponderEliminar
  5. Hola Aina,
    El foro Sedice (http://www.sedice.com/portada/) es un site de literatura fantástica. Es muy bueno, y hay de todo, también gente muy buena. He añadido el enlace en el post. Perdón. Las prisas.

    Se vive muy bien "emboscado entre la hierba" o "las hojas". ¡¡¡Hagakure!!!

    ResponderEliminar
  6. Bonitos pliegues, sigue subiendo esos juegos, son de agradecer.

    Saludos

    ResponderEliminar
  7. Me pliego a los encantos, en domingo y en jueves, amor versátil en rugoso mar.
    Saludos, Igor.

    ResponderEliminar
  8. Rugoso mar, Demián. ¿Por qué no se me habrá ocurrido? Igualmente, claudico ante los pliegues.
    Salduos.

    ResponderEliminar
  9. "Esos domingos aburridos, simétricos y soñolientos" son todo un acicate a tu imaginación y, con estas historias, a la nuestra también.
    "Simétricos": me gusta, me parece muy acertado.

    ResponderEliminar
  10. Ben fet, bona incursió en el micro relat! ^_^
    Càlid i apassionat.

    ResponderEliminar
  11. Pues has hecho muy bien al subirlo. Hermoso. Sensual. Bonito.
    Gracias

    ResponderEliminar
  12. Ayyyy.... ricos pliegues de mujer, que no todos saben apreciar querido Igor, pena de los incautos que sin saberlo se pierden eso... los pliegues del desconcierto y deseo....
    Precioso y de gran valor

    ResponderEliminar
  13. ¡¡Irene!! qué hace decenios que no subes nada al blog!!!
    Bueno, la realidad tira más que la virtualidad, y obliga. Eso siempre hay que respetarlo.

    ResponderEliminar
  14. Muy sensual y elegante. Enhorabuena. Esos pliegues maravillosos...

    Espero que todo vaya bien, ya contarás novedades literarias pronto, espero ;) un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Quien pliega primero pliega dos veces (o tres).

    Saludos.

    ResponderEliminar
  16. Empezamos caliente el año, ya entiendo lo del calentamiento globa, la culpa de internet.
    Saludos Igor.

    ResponderEliminar
  17. Que viva los domingos aburridos para endulzarlos con...pliegues.

    ResponderEliminar
  18. Vaya, Igor. Mooola el mundo del pliegue ;)

    Besos.

    ResponderEliminar
  19. Qué vivan los domingos. No son tan malos, te tomas un café, miras un pedazo del cielo...
    Saludos. Ya subiré más cachos de realidad.

    ResponderEliminar
  20. Aquí nos quedamos. Esperándolos ^_^

    ResponderEliminar
  21. "que amaba con la intensidad de un ciego", joder, Igor, ¿acaso se puede ser más directo? No recuerdo si alguna vez te lo he dicho, pero creo que en la escritura hacer llegar una imagen nítida a la cabeza del lector/víctima de letras, es la proeza a la que debemos aspirar.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  22. Hola,
    Pues lo que dices creo que es importante en literatura, en poesía. Ser capaz de crear esa imagen nítida. A eso aspiro, también.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  23. Pues a mi parecer has hecho muy bien subiéndolo al blog, unas imágenes preciosas, muy lírico el pliegue y todo lo que esconde. Un saludo.

    ResponderEliminar
  24. Sobre todos en los domingos simétricos, esos en que los pliegues cobran mayor sentido.

    Un abrazo, Igor.

    Andri

    ResponderEliminar
  25. Ah, el título debería ser "la simetría de los domingos...". Un abrazo.

    ResponderEliminar
  26. queda romántico, incluso hermoso, hablar de esos pliegues

    (si explorata mi vena sarcástica pensaría que esos pliegues podrían ser más bien lorzas, si pensara en alguna mujer conocida para mí....
    pero como sólo exploto esas venas desagradables por las azoteas pues eso, que me quedo con la primera explicación)

    ResponderEliminar
  27. Tara, deja ir tu sarcasmo, que es aire, que oxigena. Y hace pensar.
    Lorzas, me gusta esta palabra que no es muy común, almenos yo, le doy un tinte cerámico al mote.
    Saludos.

    ResponderEliminar